Nuestra baja por paternidad/ maternidad ¿nos ayuda a conciliar?

Me encanta buscar información y encontrarme con artículos como éste. Un artículo publicado en http://www.abc.es, el 11 de noviembre del año pasado, en el que Jan Badosa, español casado con Anna, una mujer sueca, explica las diferencias entre la paternidad en España y la paternidad en Suecia.

http://www.abc.es/familia-padres-hijos/20141111/abci-maternidad-paternidad-suecia-201411061345.html#

Una de las diferencias principales, y que más me ha llamado la atención, es que disponen de 480 días de baja por paternidad/maternidad, 18 meses nada más y nada menos, de los cuales 4 meses se los reparten obligatoriamente a partes iguales entre el padre y la madre, y el resto como ellos quieran.

Se que las comparaciones son odiosas, pero si lo confrontamos con España, de 480 días en Suecia, aquí nos encontramos con 112 días de baja (por norma general), de las cuales 6 semanas se destinan obligatoriamente a la madre, para que pueda recuperarse físicamente tras el parto, y el resto se puede distribuir entre el padre y la madre…Sinceramente, ¡creo que la diferencia es brutal! Con esto no digo que los suecos son los que mejor organizado y planteado lo tienen y que sea lo mejor de lo mejor. Me planteo incluso la cuestión de si es demasiado tiempo el que se destina a la baja tras tener descendencia, ya que más de un año de baja, podría afectar (para algunos) a su rendimiento laboral, y claro…¿hasta qué punto es beneficioso esto para las empresas?

En este artículo, el Sr. Badosa indica ciertos aspectos a destacar, que la verdad, a mí me resultan muy interesantes a tener en cuenta con una baja por paternidad más larga, de cara a lo que puede beneficiar en la conciliación laboral-familiar:

1.- No hay necesidad de llevar a los niños a la guardería antes de que cumplan el año. Esto ya supone un logro, ya que los padres pueden estrechar lazos más fácilmente con sus hijos durante este primer año de vida tan importante para los bebés. He oído muchas veces a padres que me han contado lo que les ha costado dejar a sus hijos “tan pequeñitos” en la guardería, porque no son de los que han tenido la suerte de contar con los tan estimados abuelos que se desviven por sus nietos siempre que los padres han de cumplir con sus obligaciones laborales. En este punto es donde me vuelvo a preguntar: ¿No es mejor que el primer año de vida, el bebé lo pase entre personas de su núcleo familiar antes que con gente desconocida para él? Creo que evitaría muchos quebraderos de cabeza a infinidad de familias.

2.- La madre, si se decide por la lactancia natural, tiene la seguridad de que va a poder darle el pecho a su hijo sin problemas, durante al menos los primeros 6 meses de vida del bebé, que es lo recomendado por la OMS. Esto conlleva el evitarse los constantes trajines de tener que salir del trabajo antes para dar el pecho o de tener que sacarse previamente la leche y dejarla preparada para que otra persona se la de al bebé, etc.

3.- Es un apoyo, tener ese tiempo de baja paternal disponible para los hombres, para que ellos puedan sentirse más parte de la vida de sus hijos, según Jan <<mejora mucho la relación entre el niño y el padre>>. Lo cierto, y a mi parecer, es que poder los padres disponer de más tiempo durante el primer año de vida del bebé, para estar con ellos, cuidarlos…no solo favorece ese nexo entre padre e hijo, sino que puede ayudar a los hombres a sentirse algo más útiles en esa nueva etapa de ser padres, ya que en el parto poco han podido hacer y según mi propio marido, “me he sentido fatal, porque no podía hacer nada por ayudarte, lo estabas pasando mal y me he sentido inútil”. Es una forma de hacerles más partícipes, que ellos puedan ocuparse durante más tiempo esos primeros meses de poder bañar, cambiar, dormir o sencillamente sacar a pasear a su hijo.

JUGANDO CON MI PAPA 7 MESES (1)

Fotografía realizada por: Irene Arce

4.- Punto también importante, y por lo que respecta ya al ámbito laboral, el poder disponer de más días o meses y que se puedan repartir más equitativamente entre hombres y mujeres, y según asegura Jan Badosa «Estoy convencido de que el mero hecho de que obliguen al hombre a cogerse este tiempo de baja hace que estos se impliquen más en la casa y en el cuidado de los niños y la relación sea más igualitaria y menos machista que en España, donde generación a generación se repiten los patrones en los que la mujer acaba ejerciendo el papel de madre trabajadora dentro y fuera del hogar. En Suecia este hecho por si solo ya genera paridad».

Esto podría hacer que las empresas fueran más conscientes de que para ocupar un puesto de trabajo, la decisión de que el empleador se decante por un hombre o por una mujer, estando los dos expuestos de la misma manera a coger la baja por maternidad/paternidad por igual periodo de tiempo, ya no pueda estar influenciada por el hecho de “si contrato a la mujer corro el riesgo de que se quede embarazada y luego se coja la baja por maternidad”.

Lo dicho, un artículo muy interesante que me hace plantearme de nuevo, si no deberíamos ampliar en España la baja por maternidad/paternidad, durante algo más de tiempo. No digo que tengamos que estar año y medio sin trabajar, pero sigo pensando, y me imagino que muchas familias también, que 4 meses escasos de baja no son suficientes para conciliar y aclimatarse a esa nueva vida que entra en la familia. Cuando se es padre, hay muchos aspectos a los que acostumbrarse, adaptarse no es tan fácil como parece. Personalmente, pienso que como mínimo la baja por maternidad/ paternidad deberían ser entre 6-9 meses, y no es solo por bien de los padres y madres, principalmente debería hacerse por los bebés, esos nuevos ciudadanos que son el futuro de la sociedad.

Y ahora, lanzo una pregunta… ¿Cuánto tiempo piensas que deberíamos tener de baja por paternidad/maternidad en España?

 

Anuncios

2 comentarios en “Nuestra baja por paternidad/ maternidad ¿nos ayuda a conciliar?

  1. Hola de nuevo Irene! Yo también pienso que 4 meses es muy poquito, me parece muy pronto para que el bebé pase tanto tiempo sin su madre. Todavía no he sido madre y para cuando lo sea me gustaría ser mi propia jefa 😉 Pero más que el tiempo, quizás se podría trabajar en la conciliación. Como bien dice el título de tu blog, lo que me encantaría es que las empresas contaran con guarderías en la propia empresa, algunas de las multinacionales más importantes ya cuentan con ellas, el tener cerca a tu hijo es una alegría tan grande que te hace rendir mucho más porque se es más feliz.

    El que los padres se impliquen y que puedan disponer también de este derecho en las bajas por paternidad me parece muy buena idea. Creo que poco a poco se llega lejos y deseo seguir viendo esos pequeños pasos y esos cambios de sistemas clásicos a sistemas más emocionales y cercanos. Como ya sabes mi debilidad son las personas y lo emocional. ¡Porqué felices vendemos más! 😉 Besitos

    1. Pues sí querida amiga. Contar con guarderías en las empresas no es nada descabellado, pienso como tu, que es una muy buena opción para que los trabajadores estén más contentos y rindan mejor en su puesto, sabiendo que tienen a su hijo cerca, seguro que así, la sensación de que abandonas a tu hijo a los pocos meses de vida para volver a tus otras obligaciones, es menor.
      Estoy convencida de que poco a poco se irán introduciendo los cambios necesarios para hacer una sociedad más humana en todos los ámbitos de nuestra vida.

      Un abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s