¡Pon un “Cambio” en tu vida!

Según la Wikipedia,El Cambio es el concepto que denota la transición que ocurre de un estado a otro, por ejemplo: el concepto de cambio de estado de la materia en la física (sólido, líquido y gaseoso) o de las personas en su estado civil (soltero, casado, divorciado o viudo); o las crisis, o revoluciones en cualquier campo de los estudiados por las ciencias sociales, principalmente la historia, que puede definirse como ciencia del cambio”.

Es una cosa que me he dado cuenta que me pasa de vez en cuando, y por conversaciones compartidas con otras personas, sobre todo amigas, veo que no soy la única. Me refiero a la necesidad que me surge a veces de cambiar cosas en casa, me pongo en medio del comedor, de la habitación, delante de un armario, en la cocina y empiezo a pensar en las posibles combinaciones, nuevas distribuciones, algo diferente en la decoración, tras lo que empiezo como una loca a cambiar cosas de sitio…

Pensaba que era algo innato en mi persona, pero he estado leyendo sobre el tema y parece que todo viene relacionado con el “Feng-Shui”. Había oído hablar de esta disciplina, pero nunca me había parado a estudiarla un poco. Según el Feng-Shui,  “esta energía de renovación tiene mucho que ver con el cambio de año energético en el hemisferio sur, que se inicia en la primavera astronómica y por ende en la naturaleza a inicios de agosto. Esta energía en el ambiente nos invita a renovarnos”. El Feng-Shui es un arte o disciplina que busca mejorar la calidad de vida.

20150415_182346

Fotografía de Irene Arce.- El bambú tiene en el arte chino del Feng-Shui, un gran significado de creación de energía positiva en el hogar.

No me parece nada descabellado, en absoluto, ya que si nos paramos a pensar, la mayoría de cosas que hacemos, por no decir todas, es en aras de buscar una continua mejora en nuestra calidad de vida.

Se dice que todo tiene un detonante, que haya pasado alguna cosa recientemente en nuestras vidas (un cambio laboral, la perdida de alguien importante, o simplemente una nueva etapa en tu vida) que hace que queramos despertar de ese letargo en el que nos encontrábamos sumidos, es decir, esa rutina o como lo llamamos ahora, “nuestra zona de confort”, para renovarnos y así sentirnos nuevos y más vivos.

Todo es cuestión de energías, y puede que de verdad, esas nuevas energías que quieren fluir a nuestro alrededor, se despierten más en determinadas épocas del año, por ejemplo, ahora durante la primavera.

Pero para que esas energías puedan reportarnos el beneficio que necesitamos, es preciso que eliminemos obstáculos del medio, de nuestro entorno…Aquí entran los cambios que en ocasiones percibimos que necesitamos, ya sean cambios materiales, en nuestro hogar, como pintar una habitación de otro color, re-ordenar las cosas del armario, mover los muebles de sitio…como cambios más personales o internos, como pueden ser en nuestra forma de pensar, en nuestras inquietudes o valores, en nuestras metas u objetivos.

Independientemente de que practiquemos o no el Feng-Shui, los beneficios que los cambios en nuestra vida nos pueden aportar son muy diversos e interesantes:

  • Nos pueden aportar flexibilidad y facilidad para adaptarnos al cambio.
  • Sin cambio no hay mejora. Si una cosa no funciona como está, cámbiala. Puede que después tampoco funcione, pero siempre puedes volver a incluir otro cambio para ver lo que realmente nos funciona y esto nos hace más sabios, nos da la oportunidad de mejorar en todos los ámbitos de nuestra vida.
  • A veces, cambiando podemos parecer inseguros de cara a los demás, pero pienso que es al contrario, nos adaptamos aquellas nuevas necesidades que nos surgen y eso nos hace más fuertes, y nos da la oportunidad de conocer otras posibilidades que sin el cambio no habríamos descubierto.
  • Estos cambios nos hacen crecer personalmente, porque en el proceso de cambio, aprendemos lecciones, adquirimos nuevos valores, nos conocemos mejor a nosotros mismos, nuestras debilidades y nuestras fortalezas, ya que nosotros mismos somos los que mejor podemos valorar cómo nos afectan o influyen estos cambios.

Somos los únicos capaces de darnos cuenta de cual es el momento idóneo para realizar algún cambio en nuestras vidas. Después de ello, solo tenemos que ser valientes y actuar.

Empieza cambiando algún mueble de sitio, mientras lo haces o una vez lo hayas hecho, seguro que la energía fluye mejor a tu alrededor para darte cuenta del siguiente cambio que necesitas en tu vida para mejorarla. Deshazte de todo aquello que no necesitas, conseguirás ordenar y organizar mejor no solo tu casa, o tu lugar de trabajo, sino también tu mente y eso repercutirá en tu calidad de vida.

“Si piensas que la aventura es peligrosa, prueba la rutina, es mortal”. -Paulo Coelho

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s